martes, 17 de noviembre de 2015

Mundo inmundo

Este mundo está cagado desde que haya gente peleando y juzgando a otros por poner una bandera en un perfil de una red social. 
En vez de dar amor dan odio, dan bullying, dan fastidio.
Tantas tragedias a nivel macro son el puro reflejo del odio y de la intolerancia a nivel "micro". ¿Cómo pide alguien que paren las masacres y las guerras cuando reacciona con veneno ante lo que hace otro? Ego hijo de las tres mil putas.
Todo se reduce al ego. 
En la educación debería incluirse el dominio del ego, su supresión y su uso netamente en situaciones de supervivencia -porque ese es su fin-.
Nos va a matar el ego, ese que nos lleva a pensar "el que me la hace me la paga", que el otro es un bobo por actuar de manera diferente a mi, que yo tengo la razón, que mi equipo es la putería y la mala para el otro y sus hinchas, que son más importantes las muertes y la guerra en mi país que en este otro, que esta es "mi mujer" o "mi hombre" y que nadie se meta, que ella o él "cómo me hace esto a mi"...
¡Pfffff!
Qué tirria me da abrir redes sociales por estos días. Renegones por todo y por todos lados.
O damos amor o nunca van a parar las peleas y las guerras.
Si a usted le da la gana de poner la bandera de Corea, Sudáfrica, Siria, Francia, Colombia o la que sea, está en todo su derecho y no tiene nadie por qué criticarlo o joderle la vida. Cada quien debería poder decidir cómo expresarse, qué moda seguir, qué hacer con cualquier aspecto de su vida.
De otra forma no tiene sentido. 
Una sociedad que se la pasa quejándose de la "opresión", pero que actúa como verdugo de sus propios miembros, incurriendo en aquello que tanto critica, es la sociedad más estúpida y sin sentido que se haya concebido, y no tiene derecho alguno a abogar por nada, menos por la paz.
Sociedad vana, sociedad hipócrita, sociedad que da asco.
¡Cómo es de bueno vivir en paz y dejar vivir en paz, sonreír, no pelear, andar tranquilo por la vida sin que otro juzgue!
Yo no sé la gente que gana con joder por todo.
No me gusta, no me gusta lo que veo en el mundo.
Al menos sé que yo si construyo mi pedazo de mundo de la mejor forma posible, metiéndole todo lo que puedo con todo lo que soy hasta ahora, yo si aporto paz en todo lo que puedo. 
Los odiosos se pueden ir a tomar por culo, yo ya me desahogué y volveré a Tranquilandia.
:)

No hay comentarios: