miércoles, 26 de agosto de 2015

Placeres de la vida

Que te despierte el hambre, no el despertador.
Desayunar arepa con queso mozzarella y aguacate, acompañado de café.
Comprar de contado un Mini Cooper nuevo, modelo 2016 porque te dio la gana.
Fumar después de un buen polvo.
Despertar con el sonido del mar.
Mandar a la mierda a quien te hizo daño.
Sonreír.

Jugar a la vida real.
Recibir ingresos pasivos.
Ser millonario.
Compartir tu vida con tus amigos, tu familia, tu perro.
Acariciar y dormir arrunchado con tu perro.
Jugar con nubes.
Tocar tus propias canciones en guitarra.
Leer.
Ver películas.
Hacer yoga.
Ayudar a quien te necesita.
Jugar con letras...

martes, 25 de agosto de 2015

Among other things ;)

I'm happy... I get to play with letters all day long.

A estas alturas

No es que tenga problemas para odiar a alguien, si quisiera hacerlo, seguramente sería muy buena en ello. Simplemente lo encuentro inoficioso.
Afortunadamente mi educación me ha permitido aprender a sentar al ego en el asiento de copiloto y no dejarme afectar por las acciones de los demás a tal punto que el sentimiento sea odio.
Rabia me da, a veces, ¿pero odio? nuah.
Y no es que no haya tenido oportunidades, es que es el odio como tal es tan absurdo como la maldad.
No me gusta tomar veneno para esperar que otro se muera, no me gusta contaminarme por las obras de la gente. Cada quien hace de su culo un florero si le apetece, y ¿a mi? me importa un carajo.
Es muy difícil que alguien borre mi sonrisa. Fácilmente vivo tranquila, altamente feliz y satisfecha con mis actos. No puedo responder por los demás, mucho menos sentir que me hacen algo.
"La gente no me hace, la gente hace" Roberto, gracias, te amo.

Siendo una persona que ha tenido una historia como la mía, es muy fácil entender cómo he llegado a este punto. No es del caso contar las patadas ni los golpes, a nadie le interesa leerlas y a mi menos contarlas, pero mirando atrás veo con claridad cómo puedo omitir o dejar pasar esas cosas que a un ser humano cualquiera sacarían de quicio y que a mi probablemente me dan risa.

Vida agradecida, vida sin odio, vida feliz.

 

Esto apenas empieza

Con razón ella no lo quiere, él no sabe leer, ni entre líneas, ni entre letras y a ella le gusta escribir tanto como leer.
Él se imagina una vida a su lado. La ama locamente, tanto que se inventa un mundo en el que ella es toda suya.
Ella quisiera tener una máquina del tiempo para nunca haberlo conocido. No soporta sus dramas, detesta su inevitable relación con él.
Él no lo sabe a pesar de todas sus discusiones. Ella lo engaña, y él se hace el guevón porque no puede permitir que una mujer hiera su orgullo.

Seguro un día de estos ella lo envenena para no tenérselo que aguantar.
Seguro un día de estos él la mata para no verla escapar.

Ella se dejó deslumbrar por sus historias de conquistador.
Él se dejó engatusar por su "forma de ser".
Ella quería jugar con alguien "importante".
Él quería un trofeo más.
Ella quería ser princesa adinerada.
Él quería ser el alfa redentor.

Pobres los dos, les supo a mierda.

Viéndolos, no sabemos cuál de los dos da más lástima. 
Él con su mundo imaginario, ella con su cárcel de juguete.

...
;)

jueves, 20 de agosto de 2015

Mi milonguita linda...

 "Mi muchachita linda"...
"Mija, ¿cómo está?, cómo me le va?, ¿dónde dejó a Rosario?"
"Que la virgen me la acompañe"
"La quiero mucho mijita"
"Te adoro, te adoro"
"¿Cómo está monguito?"
"El hijo de esa señora parece un marcianito" \o/

No quiero olvidar, no quiero olvidar...
Tanta hermosura, tanta ternura, su risa, mi masmelito.

Esta foto es para recordar que como sus sobrinas preferidas, tenemos un ángel más de amor en el cielo...

martes, 18 de agosto de 2015

Just thinking...

There are so many stupid people on Earth right now that I'm amazed how the rest of us can handle any situation peacefully at all.

I remember that last year my mother's son called me and my sister thieves, he even said he could sue us. I laughed, off course, but deep inside all I wanted to do was to punch his face and knock him out. I don't care if he was on a ton of cocaine or not, he destroyed something that day because of his stupidity. A few months later he called her trying to pretend that everything was fine, but no fucking way, you cannot disrespect people and then act as if nothing happened, you know what? Fuck off.

I also remember that I used to have a “friend" who thought it was a good idea to threaten to sue me, having nothing to blame me for, at all. I still laugh my ass off about that because later she tried to make contact with me, also pretending like she hadn't fucked it up. She makes me sick, stupid people make me sick.

Sometimes you just feel like grabbing some people's head and kick it with your knee, you know?
I don't think I'm a terrible person, but damn!

And they are not the only ones who keep threatening to sue us, what a bunch of suckers.

Now, how about when someone threatens to sue you and at the same time asks for favors? Those are the greatest of them all, I mean they should really receive a prize for being the biggest assholes alive!

There's this guy who was thinking about suing us while we were magnificently doing something that he was supposed to be doing, and that's how he "pays" us, ¿ah? Man, he brings the worst out of me, I swear I could kick his motherfucking ass if I wasn't a non violence kinda girl. He deserves it, everyone who tries to bring you down just for their pleasure deserves to get kicked in the balls.

I hope my lawyer doesn’t read this because I’m gonna get in a liiiiittle trouble, but hey, I had to get it out of my system.

lunes, 17 de agosto de 2015

Con algunos no, nada.

Con algunas personas no se puede razonar.
Aparentemente, se perdieron de un evento importante en la evolución del homo sapiens: el desarrollo del neocórtex.
A veces se siente uno hablándole a una pared cuando se enfrenta a alguno de estos especímenes raritos que se rehúsan a sacar de su envoltura a este magnífico pedacito de cerebro que nos puso el desarrollo de la raza en la cabeza. No piensan, es que son como torombolos.
Uno es paciente -claramente- y se ríe internamente cuando estos personajes actúan. Internamente, porque no hay nada más feo que reírse de frente de alguien menos afortunado en cualquier aspecto. Es feo y no se debe hacer, a todos los seres humanos hay que procurar amarlos, en la medida de lo posible por supuesto, y tampoco hay que juzgar su déficit de raciocinio, por eso hago énfasis en la palabra internamente.
A quién no le ha pasado que explica y explica, al punto del dibujo y la plastilina, un tema, un objetivo, un punto de vista, una situación, un problema, y el receptor no entiende nada? Osea, es como si no hubiese receptor en absoluto.
Hay gente que no piensa, eso no hace parte de sus habilidades. Por ejemplo, le contás a alguien que te robaron algo y pregunta quién fue. ¿Ah?
Provoca darles con una silla en la cabeza, a ver si el golpe les destruye el empaque del neocórtex y descubren que si es posible pensar.
Ese fue un ejemplo básico, que ilustra la incapacidad de razonar de algunos miembros de nuestra especie.
Piensa más mi perro, con eso les digo todo.
Hay tapas, como en todo supongo, por ejemplo que una persona entregue parte de su -bastante gordo- capital a un drogadicto para que éste lo invierta en lo que quiera, va más allá del entendimiento que puedo alcanzar. Y la tapa no es sólo que haga eso, es que haga eso a pesar de las advertencias de los doctores, de la familia, de la posibilidad de interdicción declarada por especialistas. Viviendo esto tengo suficientes evidencias para establecer mi teoría de que hay gente con quien no se puede razonar.
Ejemplos hay muchos, estoy segura que todos hemos vivido encuentros con personas cuya capacidad de raciocinio es aparentemente nula.
¿Qué toca hacer en esas situaciones? Apagar la capacidad de reacción, no dar bola, apagar el ego, "hacerse el de las gafas" y sobre todo, no pelear, porque los torombolos siempre ganan y uno termina bravo.

Primer paso

No me gusta extrañarte, principalmente porque no entiendo por qué tengo que extrañarte, es decir, no entiendo por qué no te tengo conmigo todos los días, como solía ser, por qué no fluye como era naturalmente.
No entiendo por qué, es decir, ¿qué pasó? ¿en qué momento dejamos de ser lo más importante y pasamos a ser un saludo o un reclamo y un perdón de una vez al mes?
Qué descache.
Yo quisiera meterme dentro de vos y ver qué pasó, ver qué ves en mí ahora, saber quién soy yo en tu vida, así tal vez podría dejar de soñar con todo tiempo pasado que a tu lado fue mejor, dejaría de anhelar esa particular relación en la que éramos lo máximo, en la que concebir vidas separadas nos sacaba lágrimas.
Y ahora todo es tan diferente…
Te extraño y no lo negaría, aunque intente ocultarlo. Te pongo al frente una versión dura, repelente y desprendida, sólo porque no debería ser tan imbécil de seguir pelándote el cobre. Pero en el fondo estoy segura que lo sabés, me derretiría si volvieras a ser esa persona que siempre estuvo ahí, que me conocía como nadie, que me mostraba todo como a nadie también, esa que luchaba conmigo en los temporales, esa que era una luz retroalimentada con la mía.
Buah, vaya mierda.
No me gusta extrañarte, aprenderé a no hacerlo. Finalmente, es hora, ¿no?

domingo, 16 de agosto de 2015

Jummmm

Con esta lluvia, este delicioso vino blanco, música en el fondo y vos...
Me pierdo.

sábado, 15 de agosto de 2015

Sigue en mí

La extraño, siento como si apenas ayer la estuviera abrazando, ella me miraba sonriendo, "mi muchachita linda"...
Compartimos tantos momentos que ya ni los recuerdo todos, pero su presencia en mi sigue intacta, ¿cómo olvidarla?
Es una de esas entradas en que me abruma tanto lo que sale de mi que no puedo terminar las ideas, no sé cómo hacerlo, pero tengo que decirlo, la extraño, putamente, la quisiera de regreso pero sé que es imposible, eso me quema.
Tanto amor, qué difícil es guardar tanto amor y no dejarlo escapar en el olvido obligatorio que trae consigo el tiempo de ausencia, lo peor es esa inevitable e irreparable ausencia, la madre que la parió. No quiero olvidar nada, no quiero perder lo que me queda.
¡Ah!

martes, 11 de agosto de 2015

Presentación de la D

A veces es tan difícil permanecer despierta... Como si fuera un aparato que al ser desconectado, es sólo cuestión de tiempo para que deje de funcionar. 
A veces siento que se llevaron mi cargador, que no lo puedo controlar.

Si, a esta figura no pública le han diagnosticado una de esas cosas de las que -recuerdo bien- renegué hace poco frente a unos amigos. Depresión, leve pero crónica. Es decir, Distima.
Qué es esa mierda ome, ¡cuál depresión! ¡Cuál distimia!

He atravesado épocas de tristezas, de no querer saber nada de nadie, de mandar al carajo a todo el que puedo -y al que no puedo también-, de dejar de lado todas las responsabilidades y dedicarme a la decadencia, de quererme poquitico, de arrastrarme cual gusano, de divagar y trasnochar reviviendo momentos buenos o no tan buenos, etc. Pero en general, la alegría es una de esas emociones que me caracteriza la mayoría del tiempo y no es forzada, la siento, me recorre y la transmito. 
Dharma ha sido constante en mi vida y he recibido muchísimas más buenas reacciones o recompensas del Universo de las que algunos consideran normal, por así decirlo. Siempre he sido afortunada y va más allá de lo económico. La capacidad de detenerme y observar, la calma, la tranquilidad, la sonrisa imborrable, la satisfacción, la apreciación de las cosas sea cual sea su tamaño o aparente importancia, la capacidad de asombro, jugar constantemente, el disfrute, la invaluable habilidad de fluir...
Todas esas me hacen quien soy y la verdad ha sido un proceso de aprendizaje y de no crecimiento -como lo llaman algunos- que ha sido muy satisfactorio en su balance.

Con todo eso, a veces es tan difícil mover los cientos de músculos que hay en el cuerpo y mantenerlos en disposición de hacer algo y ¡todo por culpa de un neurotransmisor desordenado! qué verraquera, hace con uno lo que le da la hedionda gana el bichito este.

Me quita el poder, me quita la energía, me quita las ganas de mirar al cielo, me nubla los ojos, me bloquea la mente, me congela la sonrisa, me desconecta, por eso así empezó este post, me deja por decirlo de alguna manera, jodida.

Es una lucha constante, no es mi intención hacérmelas dar de víctima, ni tampoco despertar lástima porque gas, esa no soy yo. La D y yo estamos todo el tiempo jugando al mataculín.
 
¿Por qué escribir sobre esto y "legitimarlo"? Porque es una adición interesante, no es más que eso. Sí que me puede noquear y no es tan chévere, pero en general hay que tener las bolas de aceptarla y más aún, de aprender a vivir con ella, de no dejarla ser quien domine el juego. 
En definitiva, algo que te obligue vivir desde la consciencia no es un pero, es todo lo contrario.