domingo, 22 de abril de 2012

Una bobada


Casate conmigo, si, así, volémonos, bien lejos donde nadie sepa quienes somos, mucho menos quienes hemos sido, sólo vos y yo, desbordando alegría y regando amor por cada lugar que tocamos, porque es lo que somos, alegría y amor puro, sólo nos falta saltar, de la mano y con los ojos cerrados.  Yo con vos me iría hasta el hueco mas inmundo del mundo, o al mismísimo paraíso, a cualquier lugar, en cualquier momento, siempre y cuando jamás nos separen.
Sonrío, tiemblo, me asusto, pero me llena de emoción de sólo pensar que eso podría pasar, volarme con vos a vivir millones de sonrisas, a soñarnos eternamente, a despertarme enredada en tu cuerpo y acostarnos en un gran abrazo todas las noches, a perdernos en nuestra mirada y enredarnos en nuestras bocas en cada instante que te tenga a mi lado... Todo podría pasar, obviamente tendríamos que luchar cuando se dilataran los colores y tendríamos que aprender a lidiar con nuestras falencias, pero me encantaría vivir todo con vos, para siempre.

No hay comentarios: