lunes, 7 de diciembre de 2009

Ya llegó Copenhague

Ay!
Que no metan las patas, que no metan las patas, que no metan las patas!
Es un deseo que repito y repito, tal vez así se cumpla, como cuando uno quiere mucho algo y lo dice varias veces llenándolo cada vez de más buena energía, poniéndole nada más que eso para que se haga realidad.

Que no metan las patas, que no metan las patas, que no metan las patas!
Hoy empieza la cumbre de Copenhague, sí, la nueva del cambio climático...Cómo no desear que no metan las patas?  Con lo fácil que es hacerlo, y con lo bastante que lo están haciendo, ya que lo único de lo que se habla en el mundo es el cambio climático, con el que por cierto me tienen mareada, porque nah, que bobada!, en el mundo la gente no se muere de sida, ni mucho menos se muere de hambre, en el mundo no hay gente ridículamente rica ni absurdamente pobre, noooooo, lo más malo que hay ahora es el CO2 cambiando el clima global!
Si claro, ahora el malo de las películas es el CO2, agradecemos al IPCC, Al Gore y a todos los del clan de similares intereses, que nos amarraron la mente con la historia dramática de los polos derretidos y los osos sin casa.  Se les agradece la intención de ayudar a crear conciencia de que a la Tierra hay que tratarla bien, pero por favor, que dejen de darle ánimos a la imaginación de los productores de Hollywood que no hacen más que películas de destrucción masiva.

Que no metan las patas y no tomen decisiones que afecten más a los países que están saliendo de la olla o que no han ni podido asomar la cabeza y están en el fondo de ella!

Yo lo único que pido es que no nos dejemos engañar y no creamos todo lo que nos dicen, siempre nos han tenido como marionetas y con este asunto del cambio climático no es diferente.  Eso sí, no hay que perderse al presidente de Estados Unidos en esta cumbre, a ver con qué sale, mi cabeza a que será un boom! 
Yo no tengo la fórmula mágica, de tenerla sería rica y estaría viviendo en mi isla lejos de todo lo que me ofusca del mundo, tampoco sé a ciencia cierta lo que es verdad y lo que no es, pero hay cosas que no se pueden negar y es que antes también nos han engañado muy fuerte, por eso hay que conocer las dos versiones de cada historia, hay que leer y formar una opinión propia.
 
Desde hace mucho tiempo había querido recomendar en público un blog, que llegó a mí gracias a mis gemelas malvadas favoritas (gracias guapas!), pero no había podido hacerlo, y aprovechando la ocasión del comienzo de la nueva cumbre del cambio climático, encontré la oportunidad perfecta, es un llamado de atención para que abramos los ojos y sobre todo, tiene información diferente a la que desayunamos, almorzamos y cenamos...En fin, aquí está:

http://antonuriarte.blogspot.com/

No hay comentarios: