domingo, 11 de octubre de 2009

Cambios...

Extraña sensación que te abraza por dentro cuando te das cuenta que tantas cosas han cambiado, que algunos amigos que dejaste no estarán cuando regresés, que el mundo sigue con o sin tu presencia, que la ley de la vida se cumple así intentés soñar que quienes te han rodeado no crecerán y no se tendrán que separar.

Tiembla el corazón, se sacude el estómago y un poco de desasosiego hace efecto en tu cuerpo, sentís como algo se arruga, se te borra la sonrisa y es inevitable que en tu mente se modifiquen ideas y planes que hacías cuando pensabas en tu regreso.